Estados Unidos y Japón están patrocinando una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que llama a todas las naciones a no desplegar ni desarrollar armas nucleares en el espacio, anunció el embajador estadounidense.

Linda Thomas-Greenfield dijo en una reunión del Consejo de Seguridad de la ONU que “cualquier colocación de armas nucleares en órbita alrededor de la Tierra no tendría precedentes, sería peligrosa e inaceptable”.

El anuncio se produce tras la confirmación de la Casa Blanca el mes pasado de que Rusia ha obtenido una capacidad de armamento antisatélite «preocupante», aunque dicho arma aún no está operativa.

El presidente ruso, Vladimir Putin, declaró más tarde que Moscú no tiene intención de desplegar armas nucleares en el espacio, afirmando que el país sólo ha desarrollado capacidades espaciales similares a las de Estados Unidos.

O Tratado do Espaço Exterior ratificado por cerca de 114 países, incluindo os EUA e a Rússia, proíbe a implantação de “armas nucleares ou quaisquer outros tipos de armas de destruição maciça” em órbita ou o estacionamento de “armas no espaço exterior de qualquer outra molde».

Te Puede Interesar:   Descubrí por qué estaban siendo exterminados anfibios aparentemente sanos | anfibios

La ministra de Asuntos Exteriores japonesa, Yoko Kamikawa, que presidió la reunión del consejo, dijo que incluso durante “el ambiente de confrontación” de la guerra fría, los rivales globales acordaron garantizar que el espacio exterior siguiera siendo pacífico. Esta prohibición de poner en órbita cualquier arma de destrucción masiva debe mantenerse hoy, afirmó.

Thomas-Greenfield dijo que todas las partes del tratado deben comprometerse a prohibir las armas nucleares y otras armas destructivas, “y debemos instar a todos los Estados miembros que aún no son partes del tratado a adherirse a él sin demora”.

Thomas-Greenfield también reiteró al consejo que Estados Unidos está dispuesto a colaborar con Rusia y China, sin condiciones previas, en cuestiones bilaterales de control de armas.

Te Puede Interesar:   Starwatch: otra oportunidad de ver la conjunción de la Luna con Spica | Astronomía

En febrero, la Casa Blanca dijo que se estaba monitoreando una nueva arma antisatélite rusa pero que no representaba una amenaza inmediata a la seguridad de nadie. Un portavoz no confirmó ni negó los informes de que la nueva arma era nuclear, pero dijo que estaba «basada en el espacio» y que violaba el Tratado sobre el Espacio Ultraterrestre de 1967, que prohíbe el despliegue de armas nucleares u otras armas de destrucción masiva en el espacio. .

La resolución propuesta el lunes por Estados Unidos y Japón fue condenada como «otro truco propagandístico de Washington», «demasiado politizada» y «divorciada de la realidad» por el embajador adjunto de Rusia en Estados Unidos, Dmitry Polyansky.

Te Puede Interesar:   Starwatch: Lluvia de meteoritos Líridas regresa a los cielos | Astronomía

Criticó el texto, diciendo que la redacción no fue preparada por expertos ni discutida en plataformas internacionales especializadas, como la Conferencia de Desarme de las Naciones Unidas o el Comité de las Naciones Unidas para el Espacio Ultraterrestre.

El Secretario General de la ONU, António Guterres, informó al consejo y dijo que “las tensiones geopolíticas y la desconfianza han elevado el riesgo de una guerra nuclear a su punto más alto en décadas”.

Dijo que la película de Oppenheimer sobre Robert Oppenheimer, quien dirigió el proyecto estadounidense durante la Segunda Guerra Mundial que desarrolló la bomba atómica, «trajo la dura realidad del fin del mundo nuclear a las vidas de millones de personas en todo el mundo».

«La humanidad no puede sobrevivir a una secuela de Oppenheimer», afirmó el jefe de la ONU.

La Prensa Asociada contribuyó a este informe.

Deja un comentario